miércoles , 17 enero 2018

INVENTARIO

Pasaron las municipales y dejaron un resultado claro y contundente en favor de la revolución bolivariana.

La oposición de derecha naufraga en sus ambiciones y pleitos. Es errática y no tiene rumbo, no tiene un liderazgo que le trace un camino. Si no fuera por la ayuda internacional, su capacidad de influir y de intervenir en la política venezolana fuera mínima.

El balance del 2017 lo podemos resumir en dos grandes etapas. Una, en la que predominó la violencia de las llamadas guarimbas promovidas por la derecha, para buscar derrocar al gobierno; y una segunda etapa, en la que el chavismo recupera la iniciativa, apaga las guarimbas, y realiza y gana tres elecciones consecutivas: la constituyente, y la elección de los gobernadores y de los alcaldes.

Estos procesos electorales han permitido renovar el liderazgo político chavista. Surgen nuevos líderes locales y regionales. El chavismo muestra un movimiento vigoroso, capaz de movilizar y derrotar las pretensiones neoliberales.

Pero, falta mucho camino por recorrer. Falta más organización popular para que la idea del poder popular que actúa, siembra, cosecha, produce y hace contraloría social se concrete y no sea una consigna de ocasión.

Es urgente apoyarse en nuevos saberes y prácticas renovadas para empezar a superar el clientelismo; el “papá Estado” que todo lo da y nada pide a cambio; es urgente una cultura de trabajo y una ética revolucionaria que permita combatir la corrupción y el burocratismo.

Necesitamos más consejos comunales, comunas y CLAPS, no para esperar beneficios del gobierno, sino para buscar y construir soluciones desde la propia comunidad y desde nosotros mismos. Necesitamos que los CLAPS no sean solo los lugares a los que vamos a buscar un beneficio, sino que sean espacios de reunión, conversación y tareas y trabajos compartidos. Necesitamos más espíritus críticos y menos adulantes. Solo así podemos ir creando el tejido social solidario y regenerador que nos hace falta, para renovar la esperanza del presente y del futuro. Nadie lo hará por nosotros.

(Orlando Villalobos)

También puedes ver

Oportunidades descubiertas… por Francisco Arias Cárdenas (opinión)

El mundo presencia hoy la veracidad de que las crisis son momentos de oportunidades. Naciones …